Continua chantaje de las calificadoras de riesgo sobre Colombia

Continua chantaje de las calificadoras de riesgo sobre Colombia

BOLETÍN 20

Noticia #1

Uno de los argumentos más utilizados por el Ministro de Hacienda, Mauricio Cárdenas, para defender la Reforma Tributaria fue la amenaza de la calificadoras de riesgo internacionales y sus efectos en la credibilidad de los inversionistas extranjeros en la economía colombiana. Pese a haber aprobado una regresiva reforma tributaria, las calificadoras redujeron sus expectativas y pidieron nuevas reformas al sistema pensional y de salud.

La primera en emitir un concepto sobre la situación económica del país fue Moody`s, la cual señaló que el Gobierno y las autoridades económicas debían mantener las alertas sobre la situación económica en general y en particular sobre la situación fiscal. “La reforma tributaria va en la dirección correcta, pero es necesario preguntarse si es todo lo que debe ser hecho. La respuesta es no”.

Por su parte, Richard Francis, director analista por Colombia y América Latina de la agencia Fitch, explicó que para la firma fue muy importante que se aprobara la reforma tributaria. “Sin reforma, era muy probable que nos hubiera tocado bajar la calificación a Colombia”. La calificadora advirtió que todavía hay otros factores de riesgo, como, por ejemplo, el elevado déficit en cuenta corriente que cerró el año cerca de los 5 puntos del PIB. “Siempre hay otras presiones fiscales, no es algo nuevo. Me parece que hay que hacer algo en el lado de salud, por ejemplo, o de las pensiones; esos son unos temas de siempre en Colombia.

Como señal, la calificadora Fitch Ratings redujo la perspectiva de los bancos colombianos a negativa, tal como ya había hecho con la perspectiva nacional en el 2016. De acuerdo con Fitch, dicha reducción también es consecuencia del “debilitamiento en la suficiencia de capital y el entorno más desafiante”. La devaluación del peso, así como el cambio de las normas contables en el país generaron un deterioro del indicador de suficiencia de capital, en especial para aquellos bancos grandes que tienen inversiones en el extranjero.

Finalmente, la calificadora Standard & Poor’s  ratificó la calificación BBB de Colombia, además de su perspectiva negativa pese a que el país acató la advertencia de las calificadoras y aprobó una reforma en su régimen fiscal. “Colombia podría aumentar su deuda pública hasta el 38% del PIB durante los próximos dos años, así como la carga de intereses seguirá creciendo por lo que tendrá que mejorar su balance externo y deuda fiscal dentro de los próximos 18 meses para evitar que la calificadora le reduzca la calificación y pierda el grado de inversión”.

Es necesario recordar que estas calificadoras son las mismas que en la crisis del 2008 engañaron al mundo entero con calificaciones amañadas de las deudas de los estadounidenses con las hipotecas suprime. De hecho, la justicia norteamericana cerró un acuerdo con Standard & Poor’s  para pagar una multa de US$1.375 millones. Standard and Poor’s es la mayor calificadora de riesgo del mundo, seguida por Moody’s, que pagará una multa de US$437,5 millones al Departamento de Justicia y los restantes US$426,3 millones se dividirán entre los estados y Washington, D.C.

About The Author

Related posts

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *