Intervención a Electricaribe puede terminar siendo un salvamento a Gas Natural Fenosa

Intervención a Electricaribe puede terminar siendo un salvamento a Gas Natural Fenosa

BOLETÍN 18

Noticia #3

La acertada decisión de intervenir o tomar posesión de Electricaribe por parte del Estado Colombia por la pésima gestión financiera por parte de Gas Natural Fenosa, puede convertirse en un salvamento de la empresa. El costo de la privatización de los servicios públicos por la supuesta ineficiencia en la gestión público, ahora será asumida por los costeños.

El problema estructural de Electricaribe no se va a resolver hasta que se realice la inversión de 1 billón de pesos en la modernización de las redes, mejore la calidad del servicio y se garantice la prestación del servicio para aumentar la facturación de sus clientes. Gas Natural Fenosa no ha hecho efectiva la inversión, a pesar de que el Estado le entregó 400.000 millones, que según la Contraloría no se ejecutaron completamente.

Ahora, el costo de la mala gestión de los españoles recaerá sobre los ciudadanos: $120.000 millones fueron entregados de la Superintendencia de Servicios a Electricaribe para pagar sus deudas con los proveedores. En otras palabras, ante la falta de inversión por parte de Gas Natural Fenosa,  la intervención del Estado a través de la Superintendencia de Servicios Públicos a  Electricaribe, es, en la práctica, un salvavidas a la empresa pues el gobierno  deberá responder en el corto plazo por  recursos que se necesitan para su funcionamiento.

Lo preocupante de la intervención o toma de posesión es la posibilidad de “ordenar” y “sanear” la empresa financieramente y de sus deudas, para devolvérsela a los españoles, para que continúen con el rentable negocio de la distribución de energía eléctrica.

AL respecto, el Ministro de Minas, Germán Arce a dicho que “No estamos quitando la propiedad a Electricaribe” y también que “Los españoles podrían recuperar Electricaribe”.

En entrevista con La Silla Vacía (Región Caribe), el Ministro dijo que lo que busca el Gobierno en el mediano plazo es ayudar a estabilizar financieramente la compañía española para darle capacidad de operar mejor. Su posición esta dada por el temor a una demanda en tribunales internacionales por incumplimiento de los TLC o tratados de inversión, que los españoles han amenazado que realizarán si no se resuelve el pleito a su favor.

En conclusión, se puede decir el Estado intervino la empresa por su deficiente gestión, pero existe un elevado riesgo de que se convierta en un salvamento para devolvérsela a Gas Natural Fenosa. La lección es que los desafíos del sector público no se solucionan entregando la gestión a los privados.

About The Author

Related posts

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *