• Categoría de la entrada:Sin categoría

Madres-Comunitarias_ParoDesde el pasado lunes 30 de septiembre las madres comunitarias del Instituto de Bienestar Familiar (ICBF) se encuentran en paro para exigir del gobierno de Santos mejoras laborales y prestacionales.

Más de 70 mil madres comunitarias entraron en paro nacional indefinido el pasado debido al desconocimiento de los mínimos derechos laborales y pensionales por parte del gobierno nacional.

En Bogotá, el pasado lunes se concentraron a las afueras del Ministerio de Hacienda, cientos de Madres Comunitarias, Sustitutas, Fami, Tutoras, trabajadoras de CDIs y Hogares Infantiles.

La movilización se extiende a sedes del Ministerio del Trabajo y del Instituto Colombiano de Bienestar Familiar en varias capitales del país como Popayán, Cali, Valledupar, Cartagena, Riohacha, Sincelejo, Barranquilla, Bucaramanga, Cúcuta, Villavicencio, Yopal, Quibdó, Pasto, entre otras regiones del país.

Las organizaciones sindicales que las agrupan solicitan la interlocución directa del Presidente de la República, Juan Manuel Santos, debido a que según ellas “se han presentado atropellos, persecuciones y engaños por parte de funcionarios del ICBF para que transiten a la Estrategia de Cero a Siempre”.

También piden una solución pensional a 14.000 madres que ya cumplen la edad de retiro o están enfermas y que no tendrán una vejez digna. “Hay madres mutiladas, con enfermedades adquiridas durante 25 años de labor, pero aún no hay solución para que ellas se retiren a descansar”, argumenta Eduviges Campo, vocera de este movimiento.

Por otro lado, aún no está clara la formalización laboral para el año 2014, la cual se debe cumplir para todas las Madres del Instituto. Por último, estas mujeres reclaman que los programas que ellas atienden tengan igual presupuesto que los programas de la Estrategia de Cero a Siempre, ya que “es inhumano que el Gobierno preste dos tipos de atención, una con buen presupuesto y otra con lo que sobra, como si hubiera niños de primera y segunda categoría”.

Ellas exigen la presencia del Presidente de la República, ya que los acuerdos fueron rotos por parte de funcionarios del ICBF y el Ministerio del Trabajo. “La confianza está rota y no nos levantaremos de aquí hasta que el Presidente se haga presente, a pesar del frío, la lluvia y la indiferencia del Estado”, planteó Olinda García, vocera nacional.

Los senadores del Polo Democrático Alternativo, Alexander López Maya y Jorge Enrique Robledo, expresaron su solidaridad con la protesta y manifestaron que el gobierno debe dejar la intransigencia y sentarse a dialogar con ellas porque se trata de reclamos legítimos.

1 de octubre de 2013.